lunes, 3 de noviembre de 2008

En Construcción

Estos días he visto cosas, de las que me gustaría hablar, pero me voy dando cuenta al revisar este espacio, que funciono muy apegada a mis periodos hormonales, lo cual, supongo no es nada del otro mundo, parece que suena a jsutificación, o quizás a dulce resignación, como sea, es cagante cuando no se encuentran las maneras ni las palabras adecuadas para describir cosas que consideras podrían ser de interés para otros como lo son para ti, ejemplo, un buen disco, un lugar para el bien comer, un chisme, un libro, un juguete, un blog, ¿cómo dices que llaman por allá a esos treintones que no maduran del todo? que van a todos los conciertos y tienen lo último en gadgets...choco...choco algo. En cuanto a hormonas las mías y en general supongo, las de muchas mujeres están muy inestables, lo cual aveces me parece peligroso, pues en función de ellas puedo tomar decisiones, y no...me rehuso a que la química afecte mi vida, pero es inevitable, es en ese tipo de situaciones donde la respiración ayuda bastante, y la música y la yerba y Ciorán pero sobre todo son los momentos hacia adentro, cuando me pongo un poco ermitaña y parezco siempre distraída. A quienes no les gusta La barranca, podrían darle una oportunidad a Construcción un disco instrumental, yo al menos lo encontré alucinante... el sábado fue un día somnoliento, con mucho sol y carretera, con girasoles secos, campos con flores para el día de los muertos, gente del campo, chetos, cocacola, frescas y sobre todo con peces, en un canal de riego descubrí unos peces, el bajo nivel del agua permitía tomarlos y ponerselos a Mateo en sus manos para que le hicieran cosquillas, los niños son ciclados, les gusta repetir una y otra vez, mis manos quedaron apestando a ese olor tan característico que me recuerda de inmediato las recámaras de mis amigos varones en la pubertad, cuando hacíamos tareas por equipo jejejej damn...pescado seco puaghh, después en La Casa Gestoría Cultural, estaba esa pecera, con 3 peces que estuve observando y alimentando, bastante gordos e idiotas, pobrecillos, repetitivos, comiendose su caca y escupiéndola de nuevo, no hablemos de metáforas, luego me dijo Amable quien era el dueño de esos peces y bueno, oh sorpresa, ese tipo tan rudo, Corben, con una pecera limpia y armoniosa, me ciclé en los peces por un buen rato y en vano trataba de fotografíarlos, están en constante movimiento y el resultado...manchas amorfas con ojos entre piedritas de colores, ¿wachas los desvaríos?...nada que no sepas de mi. Y desde luego que no quiero saber más de disfraces y de fotos de disfraces. Y finalmente querías hablar de una película que viste, de un disco, y nada, terminas hablando de nada. ¿viste?.

6 comentarios:

odris dijo...

ay ay ay mujeres mujeres mujeres .............
si chocolokos.....

HINOOOOOOOOO dijo...

LA BARRANCA Y LUEGO EN INSTRUMENTAL, GOD DAWN IT, I DONT THINK SO JEJEJEJE.

Petite dijo...

jajaj no me refería a ti hinojos..pero ok

Petite dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
HINOOOOOOOOO dijo...

no me referia a ti, jaja mamando , yo se que no jeje dah. yo solo me referia a la barranca jeje.

Petite dijo...

censuraré tus comments jajajajajjajajaj